ESPACIOS QUE ESTIMULAN LA CONVIVENCIA

 

En DURAN somos conscientes de que la crisis originada por la COVID-19 dejará su huella en la manera de entender nuestros hogares, en los que la funcionalidad, la comodidad y la seguridad, pero también la estética, serán replanteadas. Se buscarán espacios adaptados a la multitarea, más conectados con el exterior y más sostenibles, donde prime el orden y la armonía.

En este sentido, la firma NATUCER propone revestimientos con colores que conectan con la naturaleza, que por su poder sensorial contribuyen a reducir el estrés. También apuesta por la calidez de lo rústico, por los baños como centro de una higiene segura no exenta de detalles bellos, así como por cocinas que se convierten en el centro neurálgico de la casa, limpias, organizadas y espaciosas, estimulando la convivencia.

 

C  E  R  Á  M  I  C  A     N  A  T  U  R  A  L

Colores que conectan con la naturaleza

El color tiene un gran poder sensorial, emocional y capaz de reducir los niveles de estrés.
Se buscan ambientes más sanos, relajados, que proporcionen calma y tranquilidad, que cuiden de la naturaleza y que conecten con ella.
El color blanco acompañado de tonos naturales y terrosos, se han convertido en los favoritos de interioristas y diseñadores para transmitir esa serenidad tan necesaria y trasladarnos a ese exterior tan ansiado.

Iluminar con el color blanco

Ahora más que nunca hemos descubierto la importancia de contar con un hogar cómodo, sin ruido visual ni objetos de más, para recuperar el espacio que tanto necesitamos. Utilizar el color blanco como revestimiento es una manera de conseguir esa sensación de amplitud y luminosidad que tanto nos va a beneficiar.

Verde que te quiero verde

El color verde ha inundado nuestros hogares. Ya sea en forma de plantas naturales, elementos decorativos o cubriendo nuestras paredes.
Una casa llena de verde irradia, al mismo tiempo, calor y frescura. Ideal para interiores llenos de equilibrio y armonía. Muy utilizado en tendencias tan actuales como el “Boho Chic” o el “nordic tropic”. Un color con una gama de tonalidades y formas muy variadas: Hexágonos, triángulos, escamas, provenzales, cuadrados, rectángulos, … donde la geometría es orden. Una manera sutil de darle movimiento y un aire diferente a las estancias de la casa.

Proyectos para espacios comerciales

Lamentablemente también el comercio y su diseño está viviendo un tiempo de reinvención y adaptación forzada a esta “nueva normalidad”.
La búsqueda de soluciones más higiénicas, de más espacios de seguridad, de más sensación de bienestar y seguridad, están marcando las pautas de un nuevo interiorismo comercial.

Y es aquí donde el color también juega un papel importante. Diseñadores e interioristas apuestan también por el verde para dar vida a proyectos refrescantes y renovados, que den sensación de salud y calma. Los espacios se tiñen de verdes ácidos y profundos. Un reclamo a la naturaleza en interiores de absoluta tendencia.

Amor por lo rústico y rústico renovado

El barro desgastado, la cerámica con bordes irregulares y aspecto artesanal, son algunos recursos que recuperan esta tendencia natural que se abre camino en el interiorismo más rural. Los revestimientos se llenan de detalles y matices que nos trasladan al campo y nos ayudan a sentirnos bien.

También existen rústicos renovados que decoran los hogares más urbanitas. Que siguen transmitiendo esa sensación de vida tranquila y serena pero con acertados toques de modernidad. En este estilo los revestimientos mantienen esa esencia de baldosas artesanas hechas a mano pero con líneas rectas y acabado satinado.
Se busca una gama de color natural pero actual y se complementa con muebles y elementos decorativos de diseño.

El baño como refugio higiénico, seguro y sostenible

El baño adquiere un protagonismo especial y su diseño se repiensa. Ha dejado de ser un espacio meramente funcional, a ser un espacio para el bienestar. Para ello se apuesta por nuevos equipamientos “hands-free”. Griferías con sensor o pulsadores automáticos para inodoros y urinarios que no requieren ser tocados.

La utilización de la cerámica como revestimiento en estos espacios resulta ser la opción más segura e higiénica. Su naturaleza impermeable garantizan un ambiente y un entorno totalmente saludable y aséptico, ya que evita el desarrollo de colonias de bacterias, mohos y hongos.

Además de la higiene no podemos olvidarnos de la sostenibilidad. El ratán, el bambú, la madera, la cerámica, la piedra o el algodón son algunos de los materiales orgánicos que harán que nuestro baño luzca más natural y acogedor además de sostenible.

Y en la cocina, a todas horas

La cocina se ha convertido en un espacio esencial durante el estado de alarma. Quizás haya sido la estancia donde más tiempo hemos pasado hasta convertirse en el eje central de la casa y es por eso que necesitamos un espacio acorde. Se buscan cocinas que estimulen la convivencia, que sean limpias y espaciosas y con toda la tecnología integrada. Todo en ella debe estar organizado y en orden.

De nuevo la cerámica se convierte en la mejor opción para este espacio tan sensible a las manchas y a la suciedad. Ya no solo por sus características técnicas sino también por su inmensa variedad en cuanto a colores, formas o texturas, permitiendo recrear la tendencia decorativa que más se adapte a los gustos de cada uno.

«La cerámica es un material que respeta el medio ambiente, por las materias primas naturales utilizadas y por su posible posterior reciclado.

La cerámica jugará un papel importante con el objetivo de facilitarnos las cosas y de crear espacios que nos ayuden a sentirnos bien».

Contenido información por Natucer

 

 

 

 

 

 

.

Leave a Reply

Send this to a friend